Artículos de Interés

contact

Las pruebas esenciales para efectuar una evaluación psicopedagógica y poder establecer conclusiones y medidas a adoptar con el niño, tanto dentro como fuera de del aula, son las siguientes:

  1. Entrevista con el tutor - según Pamela Pozuelos

    En esta entrevista se pretende orientar sobre el desarrollo del alumno dentro del aula. Saber cómo se encuentra tanto a nivel académico, social y emocional. Además, se puede concretar cuáles son las mayores dificultades que presenta.
     
  2. Entrevista con la familia - según Pamela Pozuelos

    Para realizar una evaluación, no sólo es necesario la opinión de los profesionales del centro escolar si no también conocer los problemas que presentan en el entorno familiar, cómo está estructurada la familia, si disponen de límites y normas, la comunicación entre los diferentes miembros?
     
  3. Observación entrevista con el paciente - según Pamela Pozuelos

    Se tendrá que efectuar una entrevista con el niño para observar su conducta. Los aspectos a valorar serán si mantiene una actitud participativa, si es correcto en las intervenciones, la manera de expresarse, su opinión ante el centro y su familia.
     
  4. Pruebas psicométricas básicas en una evaluación psicopedagogía - según Pamela Pozuelos
    • Escalas de Wechsler
      David Wechsler es el autor de estas escalas para medir la inteligencia o determinar el CI (coeficiente intelectual) de una persona. Son escalas formadas cada una por una escala verbal y una escala de ejecución, de modo que con la aplicación de cualquiera de ellas se obtienen tres puntuaciones: un CI verbal, un CI manual y un CI total.
       
    • WISC (de 5 a 16 años)
      Ofrece información sobre la capacidad intelectual general del niño (CI Total) y sobre su funcionamiento en Compresión verbal, Razonamiento perceptivo, Memoria de trabajo y Velocidad de procesamiento. La Escala se compone de 15 test, 10 principales y 5 optativos.
       
    • WAIS (de 16 a 64 años)
      Tiene por objetivo medir la inteligencia del adulto, dentro de un enfoque global de ésta. El WAIS es un test construido para evaluar la inteligencia global, entendida como concepto de CI, de individuos de cualquier raza nivel intelectual, educación, orígenes socioeconómicos y culturales y nivel de lectura. Es individual y consta de 2 escalas: verbal y de ejecución. Está basada en la teoría bifactorial de Spearman. Inteligencia, tomada desde un punto de vista global, ya que está compuesta por habilidades cualitativamente diferentes (rasgos), pero no independientes.
       
    • Evaluación de Integración Viso-Motora Beery VMI
      Es una prueba de percepción visual que identifica debilidades y fortalezas como base para remediar, e incluso prevenir muchos problemas de aprendizaje y conducta, que consta de una secuencia de formas geométricas en grado ascendente de complejidad para copiarse en lápiz y papel, que permiten evaluar la integración visomotriz del paciente.
       
    • Evaluación Neuropsicológica para Niños y Adolescentes (NEPSY-ll)
      La NEPSY-II permite al profesional crear una evaluación cognitiva específica y a medida del niño evaluado a partir del análisis de 6 dominios cognitivos.

      Los resultados obtenidos aportan información sobre trastornos infantiles típicos como TDAH, trastorno de la lectura, trastornos del lenguaje, autismo y trastorno de Asperger, daño cerebral y discapacidad intelectual leve.

      Con la NEPSY-II ya no es necesario recurrir a distintas pruebas que proceden de diferentes herramientas, sino que con una sola batería el profesional puede evaluar, seleccionando entre 32 pruebas, el funcionamiento ejecutivo, el lenguaje, la memoria y el aprendizaje, el funcionamiento sensoriomotor, percepción/ cognición social y el procesamiento visoespacial.
       
    • Escalas de Conners para evaluar el TDAH - según Pamela Pozuelos
      Las "escalas de Conners" fueron diseñadas por C. Keith Conners en 1969. Aunque estas escalas se desarrollaron para evaluar los cambios en la conducta de niños hiperactivos que recibían tratamiento farmacológico, su uso se ha extendido al proceso de evaluación anterior al tratamiento. Estas escalas se han convertido en un instrumento útil cuyo objetivo es detectar la presencia de TDAH y otros problemas asociados, mediante la evaluación de la información recogida de padres y profesores (citado en Amador Campos et al., 2002.).
       
    • PROLEC-R (Batería de evaluación de los procesos lectores)
      La batería PROLEC se ha convertido en el referente más importante para la evaluación de la lectura en español. Basada en el modelo cognitivo, se centra en los procesos que intervienen en la comprensión del material escrito: Identificación de letras, Reconocimiento de palabras, procesos sintácticos y Procesos semánticos.
       
    • PROESC (Batería de evaluación de los procesos de escritura)
      El objetivo de la batería es detectar dificultades mediante la evaluación de los aspectos que constituyen el sistema de escritura, desde los más complejos, como puede ser la planificación de las ideas, a los más simples, como puede ser la escritura de sílabas.

      También, se suelen utilizar como pruebas complementarias las siguientes:
       
  5. Análisis de informes médicos - según Pamela Pozuelos

    Para efectuar una buena evaluación, el profesional suele necesitar el informe clínico realizado y así apodar estudiar las pruebas efectuadas, su historia clínica y las conclusiones establecidas. En ocasiones, incluso, se establece contacto con el profesional clínico encargado del caso.
     
  6. Análisis de composiciones escritas - según Pamela Pozuelos

    Mediante el análisis de los escritos efectuados por el alumno, se pueden observar las carencias que tiene a nivel escrito y valorar si sería necesario aplicar alguna prueba o test especifico, para evaluar detenidamente aquellos en lo que parezca presentar más dificultades.
     
  7. Análisis del expediente académico - según Pamela Pozuelos

    Gracias al expediente académico, el profesional podrá tener acceso a la historia escolar del alumno y comprobar si ha habido alguna incidencia a lo largo de su etapa escolar, pudiendo descartar en caso negativo, algún trastorno de conducta.

 

Twitter

Facebook